Public space
Site: Idiazabal, Spain
Competition: 2014

Ateak

Contexto histórico

Para conocer la historia de Idiazabal debemos remontarnos a la Edad de Bronce, época de la que se han hallado dólmenes y túmulos. Pero es en la época feudal donde aparece el nombre de Idiazabal escrito por primera vez. Hasta el siglo XIX, la economía del pueblo se basó en la propia del caserío vasco, hasta que, tras la Guerra Civil, la introducción de la industria produjo un abandono de los caseríos y la llegada de nuevos habitantes. Fue en esa época (hacia 1955) cuando se edificaron la Plaza Nagusia y el nuevo Ayuntamiento y el núcleo urbano se amplió notablemente, hasta alcanzar los 2.149 habitantes en el año 2006.

Contexto urbanístico considerado

La Plaza Nagusia de Idiazábal se encuentra en el centro del núcleo urbano funcionando como nexo de unión y apertura del casco urbano. La plaza constituye el corazón del pueblo y lugar de encuentro entre sus habitantes, especialmente en época de fiestas tradicionales (San Blas, San Adrián, Carnaval, feria del queso…). El aspecto actual de la plaza data de 1984 cuanto se efectuaron las obras de remodelación y se construyó el quiosco actual que reemplazó al antiguo.

Desde la plaza siempre está presente la Iglesia del Arcángel San Miguel, monumento más relevante de la localidad y de estilo románico-gótico.

La mayor parte de las construcciones del núcleo urbano son bastante recientes ya que en la villa no existía un antiguo núcleo histórico. El originario núcleo urbano de Idiazabal está formado por el Ayuntamiento, la Plaza y la Iglesia. Alrededor de ese núcleo principal, a lo largo de la Calle Mayor, se desarrolla la ciudad tal y como se conoce hoy en día en base a una estructura organizada sobre una base lineal y polinuclear.

Memoria justificativa

El espacio de intervención es una superficie continua y horizontal con planta irregular de gran centralidad y delimitada por la Calle Nagusia al este y el cauce del río Urtsuaran al oeste. El perímetro restante está delimitado por edificaciones de tipología tradicional destacando los soportales existentes en el límite norte.

La intervención está encaminada a potenciar las cualidades organizativas del espacio urbano, ambientales y paisajísticas pero también a reforzar su funcionalidad y su significado urbano y de equipamiento comunitario. Se pretende eliminar los puntos muertos; se trata de borrar rincones, multiplicar conexiones, preservar su carácter flexible del espacio como lugar de encuentro y celebraciones. Se establecen como premisas básicas del proyecto las siguientes: dotar de mayor cohesión urbana, multiplicar las posibilidades del escenario urbano, fomentar la integración mediante la funcionalidad y sobre todo dotar de protagonismo a la Plaza Nagusia como espacio central de relación del casco urbano.

La cubierta como puerta de entrada al espacio público

Se propone, por tanto, una cubrición parcial de la plaza mediante unos ligeros pórticos de gran luz que se giran entre sí, redirigiendo los flujos en el interior de la plaza y actuando como grandes puertas de entrada a la misma y permitiendo a la vez una gran flexibilidad en su uso. Se consigue de esta manera una mejor articulación del propio espacio público y de éste con la ciudad.

La cubierta como elemento de relación del espacio urbano

Con la construcción de estos pórticos se pretende relacionar la plaza con su entorno más próximo y convertirla en elemento estructurante del mismo: hacia el sur con la Iglesia del Arcángel San Miguel y al oeste con el puente que cruza el río Urtsuarán y la plaza adyacente. Así, la cubierta, en base a su configuración en planta, fluye de un espacio a otro, diluyéndose en sus extremos y conformando un espacio más potente en la zona central de la Plaza Nagusia.

Se ha estudiado la disposición tanto de los pórticos como de las áreas de cubrición de forma que se potencien las visuales y perspectivas del entorno más próximo al área de actuación y no se obstaculice la visión hacia elementos importantes tales como la Iglesia del Arcángel San Miguel o el puente que conecta con el Ayuntamiento. Respecto a este último punto, la cubierta se introduce ligeramente en el ámbito del puente con el objeto de unificar espacialmente los ámbitos situados a ambos márgenes del cauce del río Urtsuaran. En el extremo opuesto, la cubierta se abre y se gira mirando hacia la plaza de la Iglesia del Arcángel San Miguel estableciéndose como puerta de acceso a la plaza y dirigiendo el flujo peatonal a través de ella.

La integración del cauce del río Urtsuarán

Se deja en la zona este de la plaza una área ajardinada junto al río Urtsuarán como zona de descanso y reposo y con el objeto de poner en valor su cauce e integrarlo paisajística y funcionalmente a la plaza. Esta área se caracterizará por su arbolado en contraste con la superficie más dura del resto de la plaza y que pretende dialogar con el paisaje más natural que supone la existencia del cauce del río Urtsuarán. Es en esta zona donde se ubican los aseos y el almacén de forma que no supongan un impacto visual que obstaculicen las distintas perspectivas visuales desde y hacia la plaza. Además éstos se conciben como volúmenes independientes de pequeño tamaño de manera tal que no quiten el protagonismo a la nueva cubrición propuesta.

El carácter urbano de la propuesta y su papel protagonista

Se trata por tanto de una propuesta de marcado carácter urbano que mantiene y potencia el modelo urbano actualmente conformado en el municipio de esquema lineal abierto y polinuclear pero dotando a la Plaza Nagusia de un papel protagonista e intentando que el nuevo espacio dialogue con los espacios públicos adyacente conformándose conexiones entre ellos.

Para potenciar este papel protagonista, se propone unificar toda la pavimentación de la plaza con baldosa de piedra arenisca (a excepción de las zonas ajardinadas). Con ello se consigue una mayor continuidad del espacio público mejorando la articulación de las áreas de equipamiento de la zona, especialmente la existente entre la plaza de la Iglesia del Arcángel San Miguel, el parque Gernikako Arbola, la Plaza Nagusia y el Parque de Txomenarenea. Respecto a la pavimentación se crearán líneas en el suelo que no serán sino un reflejo de la disposición de los pórticos de acero que soportan la cubrición. Este tipo de pavimentación dialogará con la existente en el Parque Txomenarenea que presenta una pavimentación de adoquines con un dibujo de líneas paralelas consiguiendo con ello una continuidad en el diseño de los dos ámbitos. Respecto a las zonas ajardinadas se propone la creación de áreas ajardinadas y áreas mixtas de baldosas separadas por franjas de hierba siguiendo la composición existente en la Plaza de la Iglesia con el objeto de conseguir, como en el caso anterior, una continuidad en el diseño de los espacios públicos existentes en el casco urbano.

La flexibilidad como premisa básica

Además, se ha pretendido garantizar el uso flexible de la plaza y la adaptación de ésta y de la nueva cubierta a cada uno de los eventos que se celebran en Idiazabal a lo largo del año. Esta flexibilidad queda garantizada por la propia disposición de la cubierta en su relación con la plaza, el uso de pórticos con una luz importante, la reducción al mínimo necesario de pórticos para dar apoyo a la cubrición y la situación de los pilares que dejan una gran zona diáfana en el centro de la plaza.

Mobiliario urbano e iluminación

Respecto al mobiliario urbano, se dispondrá en las zonas ajardinadas pues éstas se conciben como lugar de reposo, dejando el resto de la plaza libre para aumentar la flexibilidad en cuanto a su uso se refiere. Es más, la iluminación se integra en la estructura de pórticos (a lo largo de los pilares y vigas) evitando la disposición de farolas por la plaza. Se concibe esta iluminación como un elemento básico en el diseño de la plaza de manera tal que se permitan distintos tipos de iluminación en función de los momentos del día y del año e incluso en función de las actividades que se vayan a desarrollar en la plaza: iluminación cálida y de ambiente desde la base de los pilares en horas nocturnas, iluminación más intensa en toda la longitud de las pórticos (incluso con ambientación cromática) durante la celebración de eventos especiales, etc.

La sostenibilidad como base prioritaria

El diseño de la cubierta y la elección de materiales obedece a criterios de sostenibilidad; sostenibilidad en tres niveles: económico, social y medioambiental.

– Sostenibilidad económica basada en la búsqueda de una solución económicamente viable y contenida y con unos costes de mantenimiento reducidos.

– Sostenibilidad social basada en el empleo de recursos de la zona promoviendo la empleabilidad de la gente local.

– Sostenibilidad medio ambiental basado en la compatibilidad de la actividad y la preservación del ecosistema mediante el empleo de materiales reciclados, naturales o que produzcan bajas emisiones de CO2 en su fabricación.

 

“The intervention is aimed at enhancing the organizational, environmental and landscape qualities of the urban space, but also at reinforcing its functionality and its urban significance and community facilities.”

Roberto Santiago

Architect

More about the project

Project Title
Ateak
Site
Idiazabal, Spain
Competition Year
2014
Built
--
Program
Public space
A Arq Team
Borja Angulo, Roberto Santiago, Jon Arostegi, Javier Baranda, Garbiñe Sorozabal
Engineering
Aialme Ingenieros
Plot surface
500 m²
Total built surface
3050 m²

Could we do something for you?

Let's talk!